¿Te imaginas tener tu propia cabaña en el medio de las tierras altas de Sri Lanka?

Así es el Green Valley Holiday Inn, un alojamiento que cuenta con una decena de bungalows a 10kms. de Haputale cerca del pueblito de Beragala. Rodeado de verde y ofreciendo unas vistas increíbles a pocos pasos. Loga, el administrador del local, nos invitó a pasar dos noches aquí.

A continuación nuestro sincero review del lugar.

UBICACIÓN

Es fácilmente accesible desde la estación de trenes de Haputale; hay que tomar un tuk-tuk o si te animas puedes tomar un bus local que vaya con dirección a Colombo, nosotros nos movimos siempre en bus local y nos fue super bien además de estar en contacto con la gente del lugar, casi siempre eramos los únicos extranjeros en el micro, debería costar entre 28 a 32 LKR por tramo.

El problema es de noche, que apenas las calles están iluminadas y si quieres salir del Inn vas a tener que caminar mucho o en su defecto tomar un tuk-tuk. Hay que colocar en la balanza, el pueblo de Haputale no nos parece encantador pero es céntrico. El Green Valley está más alejado pero es mucho más bonito.

PRECIO

Para ser Sri Lanka, puede que las habitaciones estén por encima de la media normal. Sin embargo, si son más de 3 personas puede que les salga a cuenta ya que alquilar un bungalow con 2 cuartos sale US$50. Si solo desean 1 cuarto doble te estará costando unos US$25; de todas maneras conviene consultar y enviarles un mail directamente para saber cómo están los precios acorde a la temporada.

El desayuno está incluido y cuenta con servicio de cena, siempre y cuando se pidan con anticipación. Todas las habitaciones tienen baño privado, ducha con agua caliente (si te bañas antes de las 8:00pm) y Wi-Fi.

Loga, el administrador del lugar; es un tipo conversador y muy carismático. Los otros staff no hablan muy bien inglés, pero siempre estuvieron a disposición de ayudarnos en lo que necesitásemos.

HABITACIONES

Las habitaciones son amplias y dentro de todo: limpias, algunas cuentan con mosquitera. Hay algunos bungalows que son diferentes unos con otros, uno tiene una gran piedra de montaña dentro de la habitación, otro tiene grabados de elefantes por las paredes, ventanas de colores. Todas tienen un pequeño palco, terraza o balcón; la nuestra tenía una sala y un comedor. Lo mejor del lugar es; si no se alquila la otra habitación del bungalow (como nos pasó a nosotros), todo el lugar queda para ti, puede dar un poco de miedo si estás solo en un lugar tan grande.

Eso sí, estás en el medio de los bosques, es probable que te encuentres con algunos insectos, como en cualquier parte de las tierras altas de Sri Lanka. Al momento de escribir esta nota, Loga nos contaba que están empezando a condicionar la piscina para la siguiente temporada, así que disfruten el verano en Haputale.

¿HOSTEL PARA VIAJEROS?

Sinceramente creemos que no es una opción para viajeros que buscan conocer gente, lo sentimos más como un alojamiento para parejas y/o grupo de amigos. Lo que sí nos pareció interesante y recomendable es la tienda de té de Loga en el pueblo de Haputale, su tea shop se llama "Website Link", por más feo que suene, y ofrece una gran variedad de tés de Sri Lanka a menor precio que las fábricas, nos dejó probar algunos de sus tés más populares y fue una gran experiencia.

El nombre se remonta a unos 8 años que era un Internet Café, el nombre quedó y los servicios de Wi-Fi, internet, impresiones y copias se siguen ofreciendo.

Si quieres más información del lugar te sugerimos que le escribas directamente a Loga:
greenvalleycottage123@gmail.com


Comment